jueves, 1 de junio de 2017

Dominico boricua a su papá después de asesinar esposa “Fracasé papi, la maté, no pude más”

 NUEVA YORK._ Minutos después de asesinar a balazos a su esposa el viernes en la noche, el dominico boricua Gabino Genao Junior (Gaby), llamó a su papá y le dijo “fracasé papi, la maté, no pude más” y luego huyó de la escena por
lo que es activamente buscado por detectives de la policía de Nueva York.Genao, quien  vivía en Maryland, con la puertorriqueña Ivelisse Alvarado – Genao, con quien  se había casado no hace mucho tiempo, pero según los familiares de la muerta, la relación siempre fue tormentosa y ella decidió regresar a Brooklyn, huyendo de su matador.La víctima era cuñada del ex pelotero venezolano de Grandes Ligas, Mevin Mora (Orioles de Baltimore), quien pidió ayer lunes a Genao que se entregue a brevedad a la policía para que pague por el crimen.El padre del prófugo del mismo nombre que su hijo, apareció también ayer en medios locales de televisión y periódicos, rogándole a su hijo en español que se entregue, “porque sabes que no podrás correr toda la vida”.
El señor Genao, dijo que luchó desde que su hijo era niño para darle el mejor de los ejemplos, enseñándole a comportarse con honestidad y mantenerse trabajando, pero los consejos no dieron resultados.
Antes de la adultez, ya el muchacho tenía un  largo prontuario de delitos en la policía.
El padre relató que cuando su hijo lo llamó la noche del viernes, le preguntó que porqué no pudo más y la respuesta fue que “ella era mi mujer”.
No hay un motivo establecido todavía por los investigadores y ambas familias, desconocen el porqué de la tragedia.
La madre del fugitivo, que sufre de depresión entró en crisis y está interna en un hospital.
“Te ruego que te entregues”, le pide el padre al hijo. “Sabes que tienes que pagar por lo que hiciste”, recalca el progenitor.
Al igual que la víctima, Gabino tiene 30 años de edad y se habían casado en junio de 2016.
“Yo como padre y que sé cómo es él conmigo, le pido que se entregue, esa es la mejor forma”, añadió el señor Genao.
“Él sabe cuando uno hace algo, se tiene que entregar”, insistió.
“Ha sido algo que lo llevó hasta ahí, porque él no es tan violento”, dijo el padre, pero la policía dice que tiene antecedentes por violencia doméstica contra la esposa asesinada y otros 15 arrestos por agresión, asalto, violencia de género y otros delitos.
El papá reclamó que porqué ella lo sacó de la cárcel, cuando fue arrestado en Maryland. “Ella firmó para que lo soltaran, los que estuvieron más cerca que vieron el hecho de violencia, quizás debieron evitarlo”, agrega el señor Genao.
“Si me quedan tres o cinco días, yo estaré despierto para cuando él se entregue y cuando oiga este pedido, él se entrega”, dijo casi desplomándose el padre.
Dijo que quiere preguntarle a su hijo qué lo impulsó a asesinar a su propia esposa.
El asesinato ocurrió en el 3700 de la calle 36 Oeste a eso de las 11:14 de la noche.
El canal 11 de la cadena NBC dijo que el prófugo tiene descendencia dominicana, boricua y neoyorquina y fuertes lazos con esas comunidades.
La puertorriqueña asesinada  deja dos hijas en la orfandad de  5 y 9 años de edad.
Una página en la plataforma GoFundMe abierta por la familia para colectar dinero  y pagar los gastos del funeral de la mujer,  dice que fue víctima de un acto desgarrador de violencia doméstica

No hay comentarios.:

Publicar un comentario