domingo, 25 de septiembre de 2016

El psiquiatra doctor José Dunker advierte desenlace trágico con el hijo del general Pércival Peña

SIQUIATRA Prevé desenlace trágico con el hijo del general Pércival PeñaSANTO DOMINGO, RD.- El psiquiatra doctor José Dunker advirtió que la persecución de la Policía al hijo del general retirado Rafael Pércival Peña podría concluir en un desenlace trágico, peligroso, por el miedo que ha manifiesto ante el plan
de captura por el asalto a un camión de transporte de valores y muerte de un vigilante hace dos semanas.
Consideró que el ex mayor John Emilio Pércival Matos ha expresado que teme entregarse a la Policía, por el involucramiento de un alto oficial de la institución en el hecho que se le imputa.
El doctor Dunker afirmó que Pércival Matos ha temido a su entrega y por la acusación policial de que anda armado de un fusil M16, podría responder ante un peligro inminente de ataque.
Relacionó el caso al tratar en el programa “En Familia desde la Z” el tema sobre las emociones básicas en la mente humana, las cuales señaló que son el miedo, la vergüenza y la culpa.
Definió el miedo como un estado de alarma ante el peligro, que provoca una respuesta, una reacción de las personas ante la posibilidad de agresión o maltrato, más cuando es inminente y amenaza con su existencia física.
Explicó que “Hay gente marcada por el miedo que vive con un exceso de energías, que son irritables, impulsivas, de muchas iniciativas, viven como si estuvieran escapando del peligro”.
Según expuso “ante una situación difícil, el miedoso es el primero que reacciona, y para no pasar la vergüenza siempre toma la delantera, para no pasar la vergüenza y no pasar de ridículo”.
Indicó que la persona que manifiesta miedo y es temerosa, es de tipo A y tiende a sufrir de diabetes, pánico, ataques cardíacos, de tiroides y de un estado de impulsividad.
La vergüenza
En su enfoque del tema junto a la también psiquiatra Carmen Ramírez, el doctor Dunker también definió a la persona vergonzosa y la vergüenza como emoción psiquiátrica.
Indicó que esas personas son de tipo B, que manifiestan obsesiones por la limpieza, por el cumplimiento y se caracterizan por la seriedad.
Asegura que la persona vergonzosa es necesitada de afectos, se aburre fácil, por lo cual necesita estímulos y satisfacciones y tiende a ser exigente asimismo y propensa al cáncer, pese a su pasividad y tranquilidad.
“Es un buen anfitrión, es chévere, fácil de tratar, se aburre con facilidad y buscando estímulos se deja enganchar”, enfatizó el profesional de la psiquiatría.
La culpa
Respecto a la culpa, precisó que es una emoción que se manifiesta cuando la persona se siente en falta ante otra persona, sus padres, hermanos, la familia o ante la sociedad.
Alertó que cuando la persona tiene miedo, vergüenza y se siente culpada cae en un trastorno grave que requiere de atención médica, porque se culpa de todo.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario