viernes, 13 de mayo de 2016

Siete estudiantes dominicanos heridos en pleito frente a la escuela Escuela Salomé Ureña en Nueva York

Los padres de los menores que resultaron heridos durante un pleito escolar realizaron una protesta frente a la administración de la Escuela Salomé Ureña de Henríquez. NUEVA YORK. Siete niños dominicanos estudiantes de la Escuela Salomé Ureña de Henríquez (Academia de Desarrollo de las Artes), situada en la avenida Broadway y la calle 196 en el Alto Manhattan, fueron hospitalizados después de resultar lesionados en una pelea escenificada por dos
grupos de alumnos frente al plantel y que fue captada en vídeos de celulares.El tipo de lesiones de los niños no fueron señaladas en el informe de la escuela y la policía, mientras que una manifestación de protesta contra la dirección de la escuela fue realizada ayer jueves en la que los padres participantes acusaron a la administración de no haber hecho nada para impedir el pleito.
En el vídeo se muestra a dos hembras mientras se enfrentaban a puñetazos y jalones de pelo, durante la reyerta.
La dirección pidió a los padres en una reunión hecha en la escuela mantener la calma, pero la respuesta fue de rechazo, griteríos y acusaciones.
Posteriormente, el senador estatal Adriano Espaillat y el concejal Ydanis Rodríguez, se refirieron al pleito en una rueda de prensa frente al centro estudiantil, abogando por mayor seguridad para proteger la integridad de los educandos.
Pleitos de ese nivel son frecuentes tanto dentro como fuera en escuelas e institutos de Nueva York.
Las identidades de los estudiantes lesionados no fueron reveladas por la policía ni el Departamento de Educación (DOE) por ser menores.
Yulemmy Colomeo, una de las madres en la protesta, dijo que la dirección de la escuela se niega a dar respuesta a la situación.
Evelyn Muñoz, otra madre dominicana, reclamó que quiere que su hijo esté seguro dentro y fuera de la escuela.
“Quiero saber lo que realmente pasó y estar segura de que mi hijo está protegido en esta escuela”, agregó la dominicana.
La dirección de la escuela pretendió dividir a los manifestantes en grupos más pequeños para debilitar la protesta, pero estos se negaron.
El director se subió sobre una mesa para tratar de ser escuchado y controlar la ira de los padres, pero su intento no tuvo éxito.
Colomeo dijo que los participantes en la reunión fueron llevados de un piso a otro, “como pollos sin cabeza”.
Exigió que se dé cuenta a los tutores de los estudiantes sobre el plan de seguridad en el plantel.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario